Volare



Como si mientras uno viajara, en el transcurso de esas horas y esos días en que uno se aleja o se acerca del punto de salida. Eso. Como si mientras uno viajara el tiempo fuera más vívido. Como si en los viajes uno viviera la vida real y la otra, la cotidiana, fuera sólo un entramado de cartón. Un escenario para matar el tiempo entre viaje y viaje. 

Comentarios

M dijo…
El extraño encanto de los aeropuertos.

Entradas populares